30 enero 2007

EL CAMBIO CLIMÁTICO

Apaguemos todo el 1 de febrero de 19:55 a 20:00h
¡El 1 de febrero de 2007: participad en la más grande movilización deciudadanos contra el Cambio Climático! La Alianza por el Planeta (grupo de asociaciones medioambientales) lanza una llamada simple a todos los ciudadanos, 5 minutos de tregua para el planeta: todo el mundo apaga sus velas y luces el 1 de febrero entre las 19:55 y las 20:00h. No se trata de economizar 5 minutos de electricidad únicamente ese día, pero sí de llamar la atención de los ciudadanos, de los medios de comunicación y de los que deciden sobre el desperdicio de energía y la urgencia de pasar a la acción ¡5 minutos de tregua para el planeta!: esto no lleva mucho tiempo, no cuesta nada y mostrará a los candidatos a las elecciones legislativas de junio 2007 que el Cambio Climático es un asunto que debe pesar en el debate político.¿Por qué el 1 de febrero? Ese día saldrá en París, el nuevo informe del grupo de expertos climáticos de las Naciones Unidas. Este evento tendrá lugar en el país vecino: no hay que dejar pasar esta ocasión de torcer los proyectos sobre la urgencia de la situación climática mundial. Si participamos todos, esta acción tendrá un peso real mediático y político,algunos meses antes de las elecciones!

21 enero 2007

EN EL ENTORNO FAMILIAR ESTÁ LA SOLUCIÓN

Comprobamos, con resignación, que estamos inmersos en una sociedad en la que, a pesar del tiempo transcurrido, la riqueza se encuentra en manos de unos pocos, (cada día hay más pobreza, además de una mayor diferencia entre el norte y el sur), y en la que hemos deteriorado hasta límites preocupantes el medio ambiente. No hemos sido capaces de erradicar de este mundo la violencia, el hambre, el analfabetismo ni las guerras. Una sociedad en la que nuestra juventud se refugia cada vez más en la droga y en la que debido al estrés y la depresión se está disparando la venta de tranquilizantes y antidepresivos y donde la muerte por aborto y suicidio está superando a la de los accidentes de tráfico y donde hay más asesinatos por cada mil habitantes que en la Edad Media.
Cada día aumenta el desencanto entre los ciudadanos y es perceptible una paulatina pérdida de los valores tradicionales, sin que nuestros representantes políticos sean conscientes de este deterioro, ni sepan poner fin a esta situación, dándonos muestras permanentes de su incapacidad para poner remedio a los males reales de nuestra sociedad.
Surge por lo tanto la pregunta ¿podemos nosotros como ciudadanos hacer algo? Evidentemente sí y sobretodo desde el ámbito de la familia.
Nosotros no tenemos en nuestras manos la solución a los grandes problemas ya que, ciertamente desde nuestra pequeñez, no somos capaces de incidir en las políticas sociales y económicas que puedan acabar con los males citados, pero debemos ser conscientes que sí podemos generar propuestas a nivel individual y colectivo desde nuestro entorno, potenciando el desarrollo de la familia que es la célula principal para hacer posible la solución de los grandes retos. Es aquí donde los hombres y mujeres debemos demostrar nuestra inteligencia y aportar respuestas. Ha llegado el momento de reflexionar y contribuir con soluciones conjuntas alejadas de nuestras inmaduras luchas individualistas, para acordar una forma de vida que de soluciones a los múltiples males que afectan a esta sociedad y que desde el primer eslabón, que no es otro que la familia, estamos obligados a realizar un esfuerzo, para el bien de las generaciones futuras.

17 enero 2007

PORCENTAJE DE PRESENCIA DE LA MUJER EN LA VIDA POLÍTICA

Parece que actualmente se ha dado un gran paso para la equiparación entre el hombre y la mujer. Pero los hay que discrepamos ya que, creemos que se discrimina a la mujer cuando se la asigna un porcentaje de participación. Entendemos que ésta se encuentra perfectamente capacitada para alcanzar - por sus propios medios -, el éxito personal, profesional o político sin necesidad de que regalen nada solamente por ser mujer. Su presencia en la política no tiene que estar delimitado por ningún porcentaje ya que, su presencia debiera ser la generada por sus propios méritos, y no por el mero hecho de tener que respetar unos porcentajes establecidos previamente.
¿Además porqué va a ser el 50% el porcentaje asignado a las mujeres, cuando puede ser que se merezcan el 70%, con lo que se las está privando de una mayor presencia en la vida política y por lo tanto se la está privando a la sociedad de una mejor gestión? O en el caso de que solamente se merecieran una representación del 30%, ¿por qué se le asigna a la mujer una mayor participación?
Si de verdad queremos hacer un reparto justo de la representatividad de la población, y dado que la misma está envejeciendo a pasos agigantados y que a su vez hay una tasa elevada de paro, ¿por qué no establecemos que el 40% de nuestros representantes políticos sean adultos, el 30% ancianos, el 20% jóvenes y el 10% restante parados? ¿Porqué se le priva a la sociedad de la fuerza y vitalidad de la juventud y de la experiencia de nuestros ancianos o se deja sin voz a un colectivo tan desprotegido como los parados? ¿Quién defiende los intereses de otros grupos marginados tales como inmigrantes, gitanos, homosexuales, etc., si no tienen representación política propia? ¿Es que estos grupos no tienen el mismo derecho que las mujeres a tener su cuota de representatividad política en nuestra sociedad?
Pienso que lo que aparentemente parece ser un éxito para la mujer, da lugar a dudas y sospechas en cuanto a los intereses reales que rodean ese logro. Es más, creo que se trata de una maniobra en la que indirectamente se trata de conseguir el voto femenino, de gran importancia a la hora de decidir qué partido gana las elecciones. Es, por lo tanto, una operación en la que a las mujeres se las utiliza, simulando una igualdad que no es más que una maniobra tendente a conseguir el poder total, dándolas luego las migajas, como pago por haber servido de cebo para conseguir el verdadero objetivo, que no es otro que la ansiada autocracia.

14 enero 2007

HOMENAJE A MARUJA MENDEZ

Según comenta la Hoja Parroquial, se rindió un merecido homenaje a Maruja Méndez. Son múltiples las acciones llevadas a cabo por su abnegación, en múltiples obras sociales y humanitarias. Es también la fundadora de la Hoja Parroquial, a la que dedica todo su tiempo, a veces hasta lo imposible, para que su elaboración se mantenga digna con el mínimo presupuesto, y ella, a pesar de su estado de salud y de su avanzada edad, sigue asumiendo toda la responsabilidad de su edición. Bien se ha merecido este homenaje.

GRIPE INFORMÁTICA

El motivo de mi silencio no era otro que una ligera "gripe" informática, que ha tenido a mi ordenador postrado en "cama" hasta su total recuperación.
Aparece pues otro tipo de "enfermedad" griposa a incorporar a la famosa gripe común, a la Asiática y a la Aviar, que es la Informática.
Una vez repuestos de esta ligera indisposición, estamos nuevamente dispuestos a continuar en nuestro diario discurrir.