18 febrero 2017

MEMORIA HISTÓRICA DEL ORBE CANO

Pienso, como dice Max Aub, “que se es de donde se hace el bachillerato”. Cierto día de octubre del año 1975, con catorce años recién cumplidos, y al mismo tiempo que España, sin yo aún ser consciente de ello, iniciaba un nuevo camino de libertad y encaminaba mis pasos hacia la Plaza de La Pontanilla para inicial mi primer curso de BUP en las antiguas instalaciones del antiguo Torres Quevedo. Como yo la hacían más de cien chicos y chicas no solo del valle de Buelna, sino también de los valles de Cieza, Anievas o Iguña, todos con los nervios de enfrentarnos a lo desconocido pero al mismo tiempo con el ansia de descubrir nuevas experiencias y sensaciones.
Primero en La Pontanilla y más tarde en las antiguas Escuelas Nacionales vivimos nuestros primeros enamoramientos, nuestras primeras inquietudes políticas, pero sobre todo, también descubrimos, gracias al esfuerzo, dedicación y paciencia de aquellos inolvidables profesores, el amor por la literatura, la pasión por la música, el interés por la Historia o el descubrimiento de la ciencia.
En el año 1976 la Corporación Municipal decidió dar al centro el nombre de Javier Orbe Cano como homenaje póstumo de agradecimiento “a quien tanto hizo por el desarrollo educativo de Los Corrales de Buelna y de la construcción del nuevo instituto”, que se inauguró oficialmente en 1982.
Miles de alumnos hemos pasado por sus aulas en esos 40 años, independientemente de donde hayamos nacido, independientemente de donde ahora vivamos, no reconocemos todos los que allí estudiamos como antiguo alumnos del Orbe Cano, porque somos de donde estudiamos el bachillerato.
Ahora el Consejo Escolar, a propuesta de su directora, según información de Nacho Cavia en El Diario Montañés del pasado viernes, pretende retirar el nombre de Javier Orbe Cano y “sustituirlo por el de una mujer destacada”, negándonos a quienes allí estudiamos el recuerdo de nuestra memoria histórica y amputando a nuestro pueblo una parte de su historia.
Santiago Martín Rueda, en Cartas al Director de El Diario Montañés.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Y dónde está el Ayuntamiento? Algo tendrá que decir. Media Corporación estudió en el Orbe Cano

Anónimo dijo...

Que gran idea la del Consejo Escolar, que orgullo de que un instituto público de mi valle tenga esta iniciativa tan buena. Ya es hora que las mujeres cantabras sean reconocidas. No van a borrar ninguna memoria, el instituto allí seguirá y además con nuevas iniciativas muy beneficiosas dado que en la sociedad que vivimos muchas veces se hace invisible la imagen de la mujer. Doy como propuesta a Josefina Aldecoa ilustre maestra y escritora del pueblo cantabro de Mazcuerras.
Un Saludo y mucho apoyo a la iniciativa del IES Javier Orbe Cano y a su directiva

Anónimo dijo...

Una increible vergúenza que cambien el nombre, de nuevo el lobby feminista estúpido de este pais haciendo de las suyas y dejando en el olvido la memoria histórica de tantos que pasaron por el instituto Orbe Cano.
La iniciativa de la directiva nada tiene que ver con el sentir del pueblo, la directiva al ser de tanta movilidad se irá y el pueblo se quedará sin su ilustrísimo Orbe Cano. De nuevo las catetadas del feminismo más radical llevado al mundo de la educación.