26 julio 2011

DESPEDIDAS DE SOLTEROS

Hacía tiempo que no publicaban una carta mía en la prensa y no me extraña, porque la forma de pensar de los de mi generación aporta muy poco, o casi nada, a la democratizada, laica y libre sociedad actual y nuestro desfasado punto de vista puede afectar negativamente la evolución progresista actual. En este caso se ha producido la excepción, por lo que te ofrezco el original de la carta, así como la publicada por el Diario Montañés, en la que se ha producido un pequeño recorte, debido a la longitud del escrito y la siempre necesaria limitación por motivos de espacio.
La carta dice así:
A veces se ve por la ciudad a algún individuo disfrazado, acompañado de un tropel de amigos. Este hecho probablemente nos indique que estamos ante un grupo que celebra la despedida de soltero del disfrazado. Normalmente son de otra población, porque ahora para pasárselo bien hay que disfrazarse y desplazarse a otra localidad, en la que no te conozcan, porque así puedes permitirte el lujo de intentar excentricidades, que en tu propia ciudad te proporcionarían bochorno.
Mucho me temo que en breve estas nuevas formas de diversión entre nuestros jóvenes aspirantes a cónyuges, sean sustituidas por otras en las que probablemente se contemple el desplazarse por distintos países, de tal forma que se puedan tomar unos vinos en Francia, fumarse unos porros en Holanda, echar unas risas en Italia e ir a una discoteca en Grecia, porque lo de desplazarse a otra provincia habrá quedado ya obsoleto y no solamente no divertirá lo suficiente, sino que será aburrido.
A mi me parece que hacen bien en echar el resto ante un paso tan decisivo como es el de casarse, ya que probablemente sea una de las últimas oportunidades que tengan de pasárselo bien antes de iniciar el más que probablemente mal trago de la separación, cifra que en España supera el 35% sobre matrimonios celebrados y sigue subiendo.
Ahora, quien lleve más de 20 años de casado, tenga dos o más hijos, sea capaz de pasárselo bien hasta en su propia región, con sus amigos de toda la vida, o con la familia, e incluso sin necesidad de atiborrarse de alcohol, y a cara descubierta, es un espécimen raro en fase de extinción que no sabe divertirse según las nuevas tendencias, ........ ¡gracias a Dios!
Para acceder a la publicada en el Diario Montañés pulsa este enlace:http://www.eldiariomontanes.es/prensa/20110726/opinion/cartas-director/despedidas-20110726.html

2 comentarios:

Uno como Dios manda dijo...

Mi querido y admirado Jose Salas,

Muy certado y oportuno tu escrito, que comparto y apoyo en toda su extensión ( aunque estos periodistas te lo hayan recortado... para poder incluir cosas, tal vez menos importantes ).

Así es, en efecto, los que ya somos abuelos y considerábamos la despedida de soltero como un punto y aparte en nuestras vidas y el matrimonio como un juramento de vida familiar en común, pensamos que estos gobiernos socialistas que pregonan la homosexualidad como un valor en alza y a la familia como algo a extinguir,... pues son los responsables de tanta miseria moral e intelectual: genocidas, por el aborto, y miserables corruptores de la nuestra sociedad. ¡ Que en el infierno se pudran !

Anónimo dijo...

Amigo José, tontos los ha habido en todas las épocas y tú y yo hemos conocido unos cuantos.Decía un conocido mío que si los tontos volasen en este país no se veía el sol.
Ahora bien, lo más preocupante es que la mayoría de estos especímenes no cobran un euro,que su porvenir está en el aire y que ellos y sus padres exigen que el estado resuelva "todos" sus problemas. Cada fiestecita de éstas cuesta un ojo de la cara o de alguna otra parte, lo que unido a los regalos de boda quizás no lo ganen en unos cuantos meses. Tampoco creo que Zapatero sea el culpable de todo, pues los padres tenemos mucho que decir y habitualmente no lo decimos, dejando hacer que es más cómodo. Padres que poseen coches fuera de lo normal, cenas de fin de semana de manera habitual vacaciones al extranjero porque lo hacen todos sus amigos, lámparas de muchos euros, cocinas de bastantes miles de euros y ipad y varios de última generación para todos los miembros de la casa, pues poco ejemplo pueden ofrecer.
En fin, que como decía un fraile de La Salle...."prefiero más a un malo malo que a un tonto tonto, pues el malo por la pena obedece pero el tonto...."
Un saludo