04 diciembre 2009

LAS FEMINAZIS

Odio a las feministas, con todo mi corazón. Y las odio casi tanto como desprecio a los machistas; la única razón por la que ganan la partida en mi corazoncito es porque, mientras el machista estándard es un simple ignorante qué repite el trasnochado discurso aprendido por sus ancestros en tiempos más oscuros, la feminista tiende a disfrutar de una cierta educación y cultura que debiera ser incompatible con muchas de las cosas absurdas que defienden. Esto me lleva a pensar que hay dos alternativas: o bien la feminazi se niega a ver la ilógica existente en su discurso, lo cual la acercaría peligrosamente al machista garrulo; o bien comprende perfectamente lo que sucede pero simplemente aprovecha la inercia del momento político, económico y social para medrar a su favor defendiendo una versión melliza de aquello a lo que se enfrentan, convirtiéndose por tanto no sólo en un espejo del machismo más extremo, sino además en unas hipócritas de tomo y lomo.
[Blog de Josue Ferrer]

No hay comentarios: