25 octubre 2007

PARA MEDITAR

MEJOR SIN MÁRTIRES
Mártires, en la Guerra Civil, hubo en todos los lados. Verdugos, en ambas partes. Lo peor del ser humano salió a relucir en aquellos años atroces, en los que el odio prevaleció sobre la humanidad, sobre el sentido común, sobre cualquier sentimiento positivo. No me hablen ahora de mártires unilaterales. No, por favor, desde la Iglesia Católica, a la que tanto respeto, desde no mucha distancia, pese a ciertos desmanes que se toleran cada día en el campo en el que me desempeño, el periodismo.
Han pasado setenta años de todo aquello, y ahora nos viene un Gobierno rememorando, por ley, una memoria que no es histórica, porque la Historia, a los niños del cincuenta, nos la escribieron aquellos vencedores -mentira sobre mentira- y ahora a los niños de los noventa y a los adultos de toda la vida, nos la redactan quienes ocupan el poder, ahora gracias a las urnas, menos mal. Y así no hay manera de conocer nuestro pasado.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Yo creo que el calentamiento del planeta, la moratoria de Kioto, la sra. Ministra del MIEDO AMBIENTAL, nuestro sr. Presidente, etc... nos están aburriendo con este tema eminentemente electoralista y por favor que no se moleste nadie, que dejen a los fallecidos en paz, que no calienten, ni nos calienten la cabeza buscando, fantasmas, no por todos ellos que para mí tanto por una parte como por otra son mártires de la peor causa que uno pueda sufrir y padecer, que es una gerra civil, entre familias, amigos, etc.. y me dá mucha pena recordarlo, aunque yo no lo haya vivido, tuve a mi padre como mutilado de guerra y muy mutilado, no solo por la falta de una pierna desde los 28 años hasta que falleció, sino que en vida también sufrió por la chapuza cuando se la amputaron, de eso sé algo, y tengo mucho respeto y admiración por los que no lo han podido contar. Yo le diría al actual gobierno que pida cuentas desde el reinado de Felipe II, cuando eramos los dueños de muchas cosas y cuando después las sucesivas monarquías, las que de verdad tenían poder, lo perdieron, mal vendieron y aquí estamos con un gobierno empeñado en que los españoles nos demos contra la pared para demostrar y cumplir una promesa elctoral, si quieren hacer algo de verdad, mejoren la justicia que ya está bien... y pienso que nos toman por idiotas, aunque ya estamos curados de tanto espanto, y espantajo, de tanta información y de tanto analfabeto coyuntural.. el anónimo de siempre....